¿De qué hablamos cuando hablamos de innovación?

La palabra innovación es un término muy utilizado en la actualidad, y adquiere significados diversos que pueden aplicarse a distintas práctica con sentidos muy diversos. Ese proceso por el cual la humanidad avanza en ámbitos tan diferentes, tiene puntos en común, y ha cambiado a lo largo del tiempo.

En un sentido económico, el autor Joseph Schumpeter fue quien introdujo el concepto en 1961 en su «teoría de las innovaciones», ​donde la define como “el establecimiento de una nueva función de producción”, aunque también se la ha relacionado con la creatividad y con la vanguardia en el arte. A pesar de las diferencias, podemos hacer un breve resumen y señalar puntos en común, ya que si buscamos definiciones de distintas disciplinas encontraremos ejemplos como estos:

  • Hacer las cosas de siempre, de una nueva maneraJeff Wong, Global CIO de Ernst&Young
  • Innovación es la creación de algo que mejora la manera en que vivimosBarack Obama
  • Implementar cosas nuevas de manera tal que creen valor” USA Innovation Network
  • “Innovación es explotar con éxito nuevas ideas” DTI (Department of Trade and Industry) del Reino Unido

En resumen, la idea de innovación es prácticamente la misma, implica un cambio, positivo, valioso y sustentable (exitoso). La diferencia principal quizás la encontremos en el objeto de estas mejoras:.

  • Innovación como novedad: El aspecto más tangible es posiblemente la aparición de artefactos, productos, métodos o procesos hasta entonces desconocidos. Ejemplo: el teléfono, la radio o la televisión.
  • Innovación como cambio: En oportunidades se presenta como la evolución de un producto o proceso existente, como resultado de mejoras o simplemente de cambios. Ejemplo: podríamos mencionar en este sentido muchas mejoras que han sido el resultado de perfeccionar tecnologías existentes: del vinilo al cassette, o al CD, o bien el avance de productos como el Iphone.
  • Innovación como ventaja: En ocasiones la innovación se utiliza como excusa para encontrar nuevas formas de llamar la atención del consumidor, mediante aspectos que pueden verse como progreso o adelanto. Los productos de consumo masivo como los alimentos, bebidas deportivas o artículos de cuidado personal, están introduciendo mejoras permanentemente (más vitaminas, menos calorías, etc.) para diferenciarse y así llamar la atención.

En este sentido, existe un tipo de Innovación, que fue acuñada por el Instituto de Christensen en los 90, y que tuvo mucho éxito en el incipiente Sillicon Valley: la Innovación Disruptiva. El valor de este concepto radica en tres pilares fundamentales:

  • Tecnología Accesible – produce una mejora tal que hace un producto más accesible y por lo tanto con mayor llegada a un público más amplio.
  • Modelo de Negocio Innovador – Un modelo de negocio apuntado a no-consumidores, es decir “nuevos consumidores” que previamente no podían acceder porque “no existía el producto” o porque son consumidores de segmentos bajos.
  • Cadena de Valor Coherente – Una “Cadena de Valor” coherente es aquella donde sus eslabones se benefician con el desarrollo del negocio, porque están de alguna manera “integrados”

Si analizamos estos elementos, podemos ver que la innovación, entendida de esta manera, es aquella que permitirá cambios con un impacto social real, como lo fue en su momento la televisión, la radio y el teléfono. En la actualidad una “innovación” que no incluya a un porcentaje significativo del mundo no habrá tenido éxito, por lo tanto la accesibilidad es el único camino a una innovación realizada a escala.

Este sentido “humano” de la innovación es el que hoy hace que las áreas desarrollo más beneficiadas sean la Salud, la Educación y los proyectos enfocados en la Calidad de Vida, especialmente en sectores de menos recursos.

Un video de menos de 2 minutos del Instituto de Christensen, agrega algunas ideas finales.

Referencias: Dos autores a tener en cuenta en temas de innovación son:

  • El libro “The Story of Innovation” de James Trefil explica con ejemplos gráficos cómo evolucionó la innovación desde los antiguos griegos hasta la actualidad, y detalla este proceso en las distintos campos de estudio científico.
  • El Instituto de Christensen, del profesor Clayton Christensen es, en mi opinión, el referente más interesante en este tema, por sus publicaciones y por sus aportes, especialmente en lo referido a Innovación Disruptiva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *